Activa presentación de trabajos en arroz en el 65° Congreso Agronómico.

Durante el 65° Congreso de la Sociedad Agronómica de Chile, realizado en Santiago, se presentaron siete (7) trabajos científicos en arroz por investigadores del Programa de Arroz, Biotecnología, Economía, Fertilidad, Medio Ambiente, Transferencia Tecnológica y Maquinaria Agrícola de los Centros Regionales de Investigación de Quilamapu, Raihuén y Remehue.

Los temas mencionados han sido abordados principalmente a través del proyecto “Nuevas estrategias en la generación de variedades de arroz tolerantes a frío y resistentes a herbicidas” financiado por el Fondef, INIA, y la industria molinera (TUCAPEL S.A., CAROZZI S.A.), de pesticidas (BASF), y el apoyo técnico de los Centros Internacionales (CIAT e IRRI), Red Latinoamericana de Arroz para Riego, (FLAR) y agricultores.

Uno de los principales problemas que enfrenta el arroz en Chile, es el frío que afecta en las etapas de germinación, el estado de plántula y floración. Debido a ello es importante contar con variedades mejoradas que posean tolerancia a este estrés, buenas características agronómicas, alto rendimiento y calidad de grano. La base genética del programa de mejoramiento debe contar con una amplia variabilidad para todas las características que se deseen mejorar. De ahí la necesidad de complementar la caracterización fenotípica realizada por el Programa con una caracterización genotípica del germoplasma utilizado. Los resultados de la caracterización genotípica indicaron que prácticamente el 100% del germoplasma utilizado en el país corresponde al tipo japonica templado, agrupado principalmente en tres grupos diferentes con una diversidad genética similar a la encontrada en otras regiones donde se siembra este mismo tipo de germoplasma. Además, este germoplasma presentó una buena diversidad fenotípica en tipos de grano y otras características agronómicas, información presentada por Viviana Becerra, Mario Paredes, Eduardo Gutiérrez y Carmen Rojo.

El segundo problema en importancia del arroz, corresponde a las malezas, las cuales producen una fuerte disminución en la producción y calidad del producto cosechado, entre un 40 y un 60%. Es común detectar problemas tanto en el manejo inadecuado del suelo, como en la mala aplicación (dosis y épocas) de los herbicidas que se recomiendan. Además, los agricultores arroceros se ven enfrentados a la presencia del arroz rojo, maleza que al ser de la misma especie, hace muy difícil su control y facilita su diseminación. Una nueva manera de abordar este problema es el desarrollo de variedades que tengan resistencia genética a herbicidas que controlen esta maleza, como es el caso de los herbicidas de la familia de las imidazolinonas. Esta tecnología, se está utilizando en el país, por primera vez en arroz para generar la variedad Zafiro-INIA Clearfield. Junto con el desarrollo de esta variedad se está desarrollando un programa de control de malezas que incluye el barbecho químico, y el uso de herbicidas de pre y postemergencia (Eurolighting), que formará parte de las Buenas Prácticas Agrícolas (BPA), trabajo presentado por Javier Chilian, Julieta Parada, Mario Paredes, Felipe Valderrama, Fernando Pardo, Karin Lisboa y Cristian Barrera.

Por otro lado, la actualización de las BPA para arroz se está realizando sobre la dosis de semilla y fertilizantes, debido a que el tipo de siembra de arroz ha ido variando en el país. Actualmente,  entre un 10-15% de las siembras se realizan en forma directa y la diferencia bajo condiciones de inundación. Aunque el sistema de siembra directa va en aumento en el país, no existe información acerca de su manejo agronómico. Resultados preliminares indicaron que las dosis de fertilizantes influyeron significativamente en los rendimientos, no así las diferentes dosis de semilla, existiendo interacción entre dosis de fertilizante y la localidad, resultados presentados por Julieta Parada, Juan Hirzel, Jorge Riquelme, Gabriel Donoso y Mario Paredes.

La emisión de gases efecto invernadero es una preocupación en el mundo, a pesar que la superficie de siembra del arroz en el país es pequeña, no existen información empírica al respecto. Por tal motivo el año 2013, se estableció el primer trabajo en el Campo Experimental arroz de INIA, ubicado en Parral tendiente a para medir las emisiones de metano en este cultivo. Primeramente, se adaptó la metodología para cuantificar este gas y luego se midió las emisiones de metano, utilizando dos tratamientos que consistieron en dosis de fertilizantes nitrogenados. Los resultados preliminares indicaron que las emisiones chilenas son similares a los informados en otros países.  Los resultados de esta investigación fueron presentados por Sara Hube, Gabriel Donoso, Luis Ramírez,  Mario Paredes y Marta Alfaro.

Finalmente, los resultados obtenidos en el Primer Concurso Nacional de Arroz, se analizaron desde el punto de vista económico con indicadores de riqueza, eficiencia y competitividad en agricultores pequeños-medianos y grandes, donde se concluyó que actividades como los concursos productivos estimulan a los agricultores  a la aplicación de mejores tecnologías lo que se traduce en la obtención de mejores rendimientos y calidad del producto cosechado. Este trabajo incluyó también un análisis comparativo de productividad y costos entre agricultores pequeños-medianos y grandes. Los resultados indicaron que, en primer lugar, los agricultores concursantes generan mayor rendimiento que el promedio nacional, en segundo lugar, que los agricultores pequeños y medianos logran una mayor eficiencia por superficie y en tercer la mecanización y uso de insumos (semillas, fertilizantes y pesticidas) son cada vez más decisivos en la estructura y costo final de la producción de arroz. Esta investigación fue presentada por Jorge González, Julieta Parada y Mario Paredes.

Seminario internacional analizó uso eficiente del agua en arroz

Con el objetivo de contribuir a mejorar la competitividad del rubro arrocero, a través de la incorporación del uso de buenas prácticas agrícolas y el uso eficiente del agua en arroz, el INIA Quilamapu y las empresas Tucapel S.A., Carozzi, S.A.y BASF S.A. realizaron un seminario internacional en la localidad de Retiro, Región del Maule, en el marco del proyecto Fondef “Nuevas estrategias en la generación de variedades de arroz tolerantes a frío y resistentes a herbicidas”, que dirige el investigador de INIA Dr. Mario Paredes, y que desarrollan los Programas de Arroz y Biotecnología, con el financiamiento del FONDEF y el cofinanciamiento de INIA.

Durante la actividad, el investigador de INIA, Dr. Mario Paredes, Paredes destacó la importancia de este esfuerzo público-privado que permite evaluar en terreno nuevas alternativas tecnológicas, generadas por INIA y otras instituciones, especialmente en el área del uso más eficiente del agua, recurso natural cada vez más escaso, destacando que el uso de variedades que sean capaces de hacer un uso más eficiente del agua junto con un adecuado manejo del agua intra y extra predial, parecen ser algunos de los enfoques más efectivos para abordar el uso cada más escaso de este elemento.

En relación a este tema, el profesor Dr. Eduardo Blumwald de la Universidad de California Davis, expuso los últimos adelantos en esta materia, enfatizando los cambios genéticos para obtener variedades más eficientes en el uso de agua.

 

En tanto, el investigador de Riego de EMBRAPA Clima Templado, Brasil, José María Parfitt, enfocó su presentación en los nuevos sistemas de manejo de agua que se están utilizando en la región de Rio Grande del Sur en dicho país.

Por su parte, el investigador en riego de INIA Quilamapu, Hamil Uribe,  dio a conocer el tema “Huella del agua”, dando una visión sobre lo que significa el concepto de huella hídrica, que representa el volumen total de agua dulce usado para producir los bienes y servicios producidos, en este caso, por el cultivo de arroz.

Los asistentes también pudieron interiorizarse respecto de los “Programas de Fomento al Riego” que ofrece INDAP a los productores, programa que fue explicado por el profesional de esa repartición, Cristian Marilao. A su vez, el coordinador de la macrozona centro sur de la Comisión Nacional de Riego, Paulo de la Fuente, presentó las nuevas estrategias que está implementando la CNR en este tema.

Cabe destacar que, durante los días previos al seminario los doctores Blumwald y Parfitt, sostuvieron reuniones de planificación y colaboración futura con los funcionarios de Biotecnología, Arroz y Riego de INIA Quilamapu.

INIA capacitó a productores arroceros en uso de máquina sembradora

Una jornada de adiestramiento en el uso y calibración de máquinas sembradoras de arroz entregó el investigador de INIA Jorge Riquelme a productores de las comunas de Ñiquén y San Carlos beneficiarios del servicio de asesoría técnica, SAT Nelpa Ltda. 

La capacitación se realizó en dependencias de INIA Quilamapu en Chillán y consistió en una charla técnica donde el investigador Jorge Riquelme dio a conocer las características, usos y aplicaciones de la nueva máquina sembradora Gaspardo modelo Directa 300, así como las condiciones del suelo necesarias para la siembra directa y su uso eficiente en campo.

Con posterioridad, se realizaron trabajos en terreno, donde los agricultores pudieron ver, entre otros aspectos, la forma de realizar la calibración de la máquina sembradora para diferentes dosis de semilla. Los asistentes pudieron compartir sus impresiones respecto del uso de maquinaria y también sus experiencias en torno a la siembra directa.

Cabe consignar que el taller formó parte de las actividades de transferencia tecnológica del programa de arroz de INIA, orientado a entregar conocimientos y herramientas a los productores a fin de mejorar su eficiencia y producción. La sembradora fue adquirida con un proyecto liderado por el Coordinador de Arroz, Dr. Mario Paredes.

Programa de investigación en arroz de INIA incorporó primera cosechadora mecánica

Chillán, 2 de septiembre. La primera cosechadora automotriz de grano, incorporó el programa de arroz de INIA Quilamapu. Esta maquinaria, única en su tipo, cuenta con orugas como medio de desplazamiento, lo que mejora la tracción y es menos invasiva para las superficies del cultivo. 

Con un peso de 3.180 kg y un ancho de corte efectivo de 2,58 metros, esta cosechadora constituye un paso importante hacia el proceso de automatización, explicó el Coordinador del programa de arroz de INIA, Dr. Mario Paredes. El investigador agregó que la incorporación de este equipo es un modelo a seguir por pequeños productores que cuenten con superficies que oscilen en torno a las 5 hectáreas. Indicó que este tipo de cosechadora es una forma de hacer frente a la escasez de mano de obra que afecta la temporada de cosecha del arroz.

Desde el punto de vista de la investigación, Paredes resaltó la importancia de la maquinaria toda vez que cosecha ensayos de investigación, específicamente semillas básicas y prebásicas que se caracterizan por ser pequeñas cantidades destinadas a ser entregadas a productores multiplicadores de semillas.

 La adquisición de esta cosechadora se realizó con fondos del proyecto  “Nuevas estrategias en la generación de variedades de arroz tolerantes a frío y resistentes a herbicidas. Fase I” financiado por FONDEF, INIA y las empresas Tucapel, Carozzi y Basf.

La recepción y puesta en marcha de la cosechadora estuvo a cargo del investigador INIA, especialista en maquinaria agrícola, Dr. Jorge Riquelme y del personal del Programa de Arroz.

Experta internacional compartió intensiva jornada de análisis de los resultados del Proyecto FONDEF y FONDECYT

Cooperación Internacional Biotecnología-Arroz.

La Dra. Mónica Balzarini de la Universidad de Córdoba, Argentina visitó el Laboratorio de Biotecnología y el Programa de Arroz, por tercera vez para analizar en forma colaborativa los datos obtenidos durante los tres años del proyecto FONDEF “Nuevas estrategias en la generación de variedades de arroz tolerantes a frío y resistentes a herbicidas” que desarrollan los profesionales y técnicos de ambos programas.

Los análisis se centraron en los resultados obtenidos en los ensayos realizados en diferentes localidades “Genotipo x Ambiente”, Avance genético, Epocas de siembra y estudios de diversidad genética en el germoplasma de arroz.

Paralelamente, se analizó los resultados de diversidad genética del proyecto Fondecyt “Silverleaf a new important fungal disease attacking blueberry only in Chile: elucidating its morpho-genetic diversity and cultivar expression.” En el cual Viviana Becerra es Co-Investigadora.

Es importante señalar que estos estudios incluyen dos tesis de posgrado de las colegas Carmen Rojo y Julieta Parada.

Investigadores INIA buscan cuantificar y disminuir emisión de gases de efecto invernadero en cultivos de arroz

Iniciativa responde a compromiso país de reducción en 20 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de cara al año 2020.

Desde que Chile ratificó el Protocolo de Kioto sobre el cambio climático en 2002, adquirió voluntariamente el compromiso de reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en un 20 por ciento hacia el año 2020, en el marco de reducción del efecto invernadero a nivel mundial.

En ese contexto, el protocolo obliga a nuestro país a cumplir con dos tareas: cuantificar sus emisiones de GEI y generar estrategias para reducirlas. “La cuantificación de éstas es un trabajo que lleva adelante el Ministerio del Medio Ambiente, para lo cual debe levantar el inventario nacional de emisiones de la economía en general, en que la agricultura representa un 23 por ciento del total país” indicó la Dra. Marta Alfaro, especialista en medio ambiente y cambio climático de INIA Remehue (Osorno), quien se reunió con todos los investigadores del Biotecnología y Arroz y de INIA Quilamapu en una intensa jornada de trabajo en Chillán.

Alfaro explicó que dentro de las emisiones atribuibles a la actividad agrícola hay dos fuentes que son muy importantes: el uso de fertilizantes nitrogenados en los cultivos y la fermentación entérica de los animales rumiantes. En cuanto al arroz, la investigadora señaló que la superficie del cultivo a nivel nacional es pequeña (unas 22 mil hectáreas) en comparación con otros, sin embargo, Chile no posee datos al respecto.

Esta situación motivó a que en la temporada anterior el coordinador de Programa de Arroz de INIA, Dr. Mario Paredes, solicitara a los profesionales de INIA Remehue iniciar un trabajo en conjunto para abordar esta materia. “Por esta razón el instituto está apoyando para obtener datos para conformar el inventario nacional de gases de efecto invernadero, ya que hasta ahora se ha trabajado en el área de uso de fertilizantes nitrogenados y también en fermentación entérica de rumiantes”, destacó la investigadora.

Además expresó que “hasta la fecha los resultados indican que las emisiones chilenas son más bajas que las que teníamos originalmente, estimadas de acuerdo a los factores internacionales de emisión y que esta situación permitirá generar una estrategia de mitigación que nos ayudará a alcanzar la meta de reducción del 20 por ciento hacia el año 2020”.

 

Primeros trabajos con GEI en arroz

En la temporada 2013-2014 se iniciaron los primeros trabajos de medición de gases efecto invernadero en el cultivo del arroz en INIA, los que estuvieron destinados a implementar una metodología para cuantificar las emisiones de metano y de óxido nitroso, utilizando dos dosis de fertilizantes nitrogenados.

Durante la jornada de trabajo los profesionales revisaron los datos preliminares obtenidos en la temporada anterior y la metodología aplicada. Dichos resultados permitieron que la investigadora de INIA Remehue, Sara Hube, participara en nombre del grupo de trabajo del instituto en un taller latinoamericano de emisión de gases efecto invernadero, realizado en el Centro Internacional de Agricultura Tropical, CIAT, en Colombia. Las sugerencias recibidas en esa reunión equipararon la metodología utilizada con países productores de arroz de Latinoamérica y el mundo. El trabajo de toma de datos experimentales en INIA Quilamapu, estuvo a cargo del investigador Gabriel Donoso y un grupo de apoyo.

En cuanto al principal factor de emisiones de GEI en el cultivo del arroz, Marta Alfaro sostuvo que estaría en el suelo y el manejo del fertilizante nitrogenado en suelo inundado, ello por cuanto el contacto con el agua incrementa el proceso de liberación de gases. En términos generales, el desarrollo de la planta de arroz bajo constante inundación genera una condición de ausencia de oxígeno, lo cual es un ambiente propicio para la actividad bacteriana, incrementándose la liberación de gases de efecto invernadero.

Alfaro señaló que “nuestro primer esfuerzo es cuantificar cuáles son nuestras emisiones de GEI. Precisamente en esta temporada la idea es determinar con certeza el valor y generar alguna estrategia de mitigación”. Asimismo, valoró el esfuerzo que hacen los investigadores del grupo de biotecnología y arroz de INIA Quilamapu, por entregar esta información que hasta ahora no existía en el país.

Tras la reunión, los investigadores evalúan la posibilidad de elaborar proyectos colaborativos con fuentes de financiamiento externo, que posibiliten la medición y análisis permanente de la generación de gases de efecto invernadero en arroz.

En el encuentro, estuvieron presentes los funcionarios de INIA Remehue Marta Alfaro, Sara Hube y Luis Ramírez, y de INIA Quilamapu Mario Paredes, Viviana Becerra, Carmen Rojo, Julieta Parada, Uberlinda Luengo, Fernando Saavedra, Eduardo Gutiérrez, Karin Lisboa, Darwin Rivas, Gastón Balladares y Gabriel Donoso.

Directivos de Proyecto FONDEF Arroz Conocieron Avances en Reunión de Temuco

Una intensa jornada de trabajo realizó en dependencias de INIA Carillanca, en Temuco, el  Comité Directivo y Técnico del Proyecto FONDEF “Nuevas estrategias en la generación de variedades de arroz tolerantes a frío y resistentes a herbicidas”, que desde inicios de 2011 desarrolla el Programa de Arroz y Biotecnología de INIA Quilamapu.

Durante la reunión se evaluaron los avances que presenta el proyecto y se discutieron las alternativas existentes para postular a una segunda fase del proyecto durante 2014.

A la cita, realizada el 29 de mayo, concurrieron la ejecutiva del FONDEF, Daniela Fuentes; los  representantes de las empresas asociadas al proyecto, Alfonso Dussaillant y Felipe Valderrama de Tucapel, S.A.; José Miguel Vial de Carozzi S.A.; Claudio Betanzo de BASF, S.A.; y los investigadores del programa de arroz de INIA.

Avances

El Director del proyecto y Coordinador de arroz de INIA, Dr. Mario Paredes, presentó en el área del mejoramiento genético, los trabajos realizados en evaluación y selección de material genético para el desarrollo de nuevas variedades tolerantes a frío, variedades que caracterizan la producción nacional. Resaltó el hecho de que durante 2014 se empezarán a evaluar las líneas experimentales de lo que serán las primeras variedades de arroz Clearfield (tolerantes a herbicidas) chilenas.

En el área de la genotipificación, la investigadora Viviana Becerra presentó lo realizado en caracterización genética de germoplasma de arroz presente en Chile, y su relación con otro tipo de germoplasma existente en otros países. De igual modo, expuso los avances en trabajos de “huella digital” (fingerprinting) de las variedades de arroz generadas en INIA.

En el campo de la fenotipificación, el investigador Gabriel Donoso presentó lo logrado en evaluación y selección de germoplasma tolerante a frío, mientras que el investigador Javier Chilian presentó la plataforma de buenas prácticas agrícolas asociadas al desarrollo de la variedad Zafiro-INIA Clearfield.

La jornada contempló un recorrido por invernadero, para observar el trabajo realizado en el desarrollo de la variedad clearfield a cargo del investigador Haroldo Salvo.

El encargado del programa de arroz de INIA, Mario Paredes, destacó que actualmente INIA esté multiplicando material genético de una nueva variedad de grano de arroz mediano que remplazará a la variedad tradicional Oro. Indicó que esta nueva variedad, que se está generando en invernadero de INIA Carillanca, presenta especiales características que resultan muy atractivas para la exportación.

Cabe señalar que el mercado nacional del arroz, está cubierto, en un cien por ciento, por las variedades que INIA ha generado en sus 50 años de vida.

Actualización de la agenda de innovación del arroz

Reunión de la Comisión Nacional de Innovación del Arroz en INIA-Quilamapu

El pasado 7 de mayo se reunió en dependencias de INIA Quilamapu, en la ciudad de Chillán, la Comisión Nacional de Innovación de la Cadena Arrocera, con el propósito de actualizar la Agenda de Innovación Agraria para la Cadena del Arroz elaborada el año 2009.

En la oportunidad participaron 17 representantes de diversas organizaciones, entre ellas, representantes de las Federaciones Fedearroz y Fenarroz, organizaciones de pequeños agricultores, de la industria molinera Tucapel S.A y Carozzi, S.A., e instituciones  pertenecientes al Ministerio de Agricultura, como el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), la  Fundación para la Innovación Agraria (FIA) y la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (ODEPA), entre otros.

Durante esta primera reunión se discutieron los elementos que deberían conformar la visión de la Cadena Arrocera y los principales factores tecnológicos-productivos, de mercado y comercialización, transferencia de tecnología, de capacitación y asociatividad, que estarían limitando el desarrollo de esta importante cadena productiva.

En un próximo encuentro a realizarse en la ciudad de Parral, Región del Maule, se discutirán las posibles estrategias para abordar los factores limitantes mencionados,  con el fin de cumplir con la visión establecida. Se acordó también que esta nueva Agenda de Innovación será revisada y actualizada en un horizonte de 5 años.

 

Investigador destacó importancia de la agenda

El investigador encargado del programa de arroz de INIA, Mario Paredes, valoró esta actividad al señalar que “de esta forma se está actualizando la agenda de innovación que ya tiene cinco años. Es importante hacer este análisis y ver cuál es la hoja de ruta para los próximos cinco años, teniendo como base los avances que hemos alcanzado en este tiempo”. Además, valoró el hecho de que en este encuentro hayan participado gran parte de  los actores de la cadena del arroz. “Estuvieron presentes los agricultores, las federaciones, los sindicatos, la industria molinera, y el sector público a través de INIA, Odepa y FIA, lo que constituye un hecho de mucha relevancia para el sector”, enfatizó Paredes.

Desde su creación en 1964, INIA ha sido el garante del desarrollo de variedades de arroz en Chile, a través de su programa de mejoramiento genético. Ello ha permitido que el 100% del arroz que se produce en nuestro país, corresponda a variedades INIA.

INAUGURACIÓN CAMPO EXPERIMENTAL Y DÍA DE CAMPO – ESTADO DE AVANCE PROYECTO FONDEF.

Con la presencia de autoridades, encabezadas por el Ministro de Agricultura Luis Mayol, y unos 250 productores arroceros, se inauguró, en las cercanías de San Carlos provincia de Ñuble, el nuevo Campo Experimental del Programa de Arroz de INIA, predio de 32 hectáreas en el que se trabajará en la generación de las nuevas variedades de arroz chilenas destinadas, principalmente, al mercado nacional.

Durante la ceremonia, en la que también se enfatizaron los 50 años que INIA cumple en 2014, el Ministro Mayol sostuvo que “desde los años 20 más menos que en Chile se empezó con el cultivo y la investigación del arroz, pero realmente la investigación fue en serio cuando se creó el INIA hace 50 años. De ahí en adelante, hemos ido mejorando hasta llegar al día de hoy, en que tenemos variedades que son realmente sorprendentes por su rendimiento, su precocidad y utilización de agua; pero lo más importante es que hay mucho productor que es mediano y pequeño relacionado con el Indap, y eso nos pone muy contentos porque con el rendimiento que estamos obteniendo y el apoyo técnico que se les está dando, a través del INIA e Indap, están obteniendo rendimientos significativos que les permite tener una rentabilidad aceptable”. “San Carlos es el lugar más austral del mundo donde se produce arroz, precisamente el lugar escogido por INIA para establecer su Nuevo Campo Experimental”, sostuvo el Ministro Mayol.

Unos 250 productores arroceros de las comunas de Ñiquén, San Carlos, Linares y Longaví asistieron a la inauguración del nuevo campo experimental de Arroz de INIA Quilamapu.

En tanto, el Seremi de Agricultura de la Región del Biobío, José Manuel Rebolledo, afirmó que “estamos muy contentos porque esto permite complementar el trabajo que se ha venido haciendo todos estos años desde el INIA con el mundo arrocero. Hemos trabajado fuerte en distintas variedades que tienen que ver con minimizar el uso del agua que, como sabemos, por efecto del cambio climático tenemos menor disponibilidad. Ahí, INIA como siempre, va a la vanguardia abriendo nuevos rubros y metodologías de trabajo”.

A su vez, la Seremi de la Región del Maule, Anita Prizant, se refirió a la importancia de la ubicación del nuevo campo experimental, enfatizando que se inserta en plena zona arrocera. “El tener una estación experimental, en el sector en el que justamente se está produciendo el arroz, al alcance de los agricultores y donde se busca no solo mejorar las variedades sino también hacer frente a la falta de agua, el comportamiento del cultivo frente al frío, y todos los distintos desafíos a los que se ve enfrentado el agricultor, es muy positivo. Me parece muy bien que el INIA esté trabajando estos factores, porque claramente va a significar que los agricultores van a tener un acceso a la tecnología más cercano, que es lo que queremos”.

En ese mismo sentido, el director nacional de INIA, Pedro Bustos, destacó las favorables condiciones que presenta el terreno adquirido. “Haber podido reemplazar un campo que teníamos prácticamente inserto en la ciudad de Chillán, y que generaba varios inconvenientes a los vecinos, ha significado poder habilitar un lugar donde ya tenemos ensayos, y podremos seguir con la experimentación. 32 hectáreas acogen al nuevo Campo Experimental de Arroz, que en el futuro se transformará en un centro de innovación de arroces de clima frío. Se han aprobado también la construcción de oficinas, una casa de cuidador y un pozo, por lo que este nuevo predio quedará convertido en un centro experimental completo”.

Finalmente, el encargado del programa arroz de INIA, Mario Paredes, explicó las expectativas que existen respecto al nuevo campo experimental, proyectando incluso, la posibilidad de exportar arroz y ser un referente mundial. “A futuro, lo más importante que queremos hacer, es transformar este campo experimental en un centro de innovación, destinado a arroces de clima templado porque aquí están las condiciones naturales para producir arroz de clima frío, y esa situación de frío, también se da en Argentina, Uruguay y en el sur de Brasil, y también en el hemisferio norte. Queremos generar información no solo para la agricultura nacional, sino también para la agricultura regional (cono sur de Sudamérica) y por qué no decir mundial. Ojalá que se pueda exportar arroz algún día y seamos un referente”.

Después se llevó a cabo una ceremonia religiosa de inauguración del Campo Experimental del Arroz de INIA.

DÍA DE CAMPO

Cuatro estaciones técnicas se realizaron en el día de campo que sucedió a la ceremonia de inauguración.

Inmediatamente finalizada la ceremonia, que tuvo lugar el jueves 27 de febrero, se dio paso a un Día de Campo que contempló cuatro estaciones técnicas concernientes a Mecanización Agrícola; Mejoramiento Genético del Arroz; Siembra Directa; y Variedades de Arroz. Las exposiciones estuvieron a cargo del investigador Jorge Riquelme, del ayudante de investigación Fernando Saavedra, la Ingeniera agrónoma Julieta Parada y del encargado de insumos tecnológicos de área centro sur, Álvaro Vega.

El encargado del programa arroz de INIA, Mario Paredes, presentó a las autoridades los avances del proyecto Fondef relativo a la generación de variedades tolerantes a frío y resistentes a herbicidas.

Paralelo a esta actividad, los investigadores Viviana Becerra, Gabriel Donoso y Javier Chilian, encabezados por el investigador Mario Paredes, presentaron a las autoridades un estado de avance de los resultados del proyecto “Nuevas estrategias en la generación de variedades de arroz tolerantes a frío y resistentes a herbicidas”, que desarrolla INIA, con el financiamiento del FONDEF y el cofinanciamiento de INIA, Tucapel S.A., Carozzi S.A. y BASF de Chile S.A. Los resultados del proyecto también fueron compartidos con los asistentes a estas actividades.

Exitosas Giras y pasantías se realizaron dentro del Proyecto Apoyo a la Formación de Redes Internacionales entre Centros de Investigación.

Dentro del proyecto CONICYT “Formación de Redes internacionales entre Centros de Investigación”, dirigido por el Dr. Mario Paredes C. con la participación de la Sra. Viviana Becerra y de los Drs. Julio Kalazich y Pablo Grau se realizaron una serie de actividades, talleres y giras que involucró el intercambio entre investigadores de EMBRAPA e INIA en los rubros del arroz, papas y frutales.

El objetivo general de este proyecto fue fortalecer la colaboración científica entre ambas instituciones en tres cultivos importantes como son arroz, papa y frutales. Mientras que los objetivos específicos fueron apoyar la realización de actividades de vinculación entre los programas involucrados para identificar líneas de investigación de interés mutuo; preparar propuestas colaborativas y para contribuir a la formación de recursos humanos de los equipos de trabajo, mediante la realización de talleres, pasantías y visitas a los programas de investigación de ambos países.

Dentro de este contexto, en el rubro de arroz, la Dra. Paula Torga, Mejoradora de Arroz de Embrapa, Goiania visitó el CRI Quilamapu. Durante su visita, junto a los profesionales y técnicos de Biotecnología y Arroz se realizó un taller sobre Mejoramiento Genético. Posteriormente, el Director del Proyecto, Dr. Paredes y la investigadora Sra. Becerra realizaron una Gira en Brasil donde visitaron el Centro de Clima Temperado, Pelotas, Estado de Rio Grande do Sul, Brasil, Goiania y Brasilia. En este último Centro la investigadora Becerra realizó una pasantía en el Laboratorio del Dr. Marcio Ferreira.

 

En papas, el Dr.  Arione Da Silva Pereira, Jefe del Programa de Mejoramiento Genético de Papa de Embrapa, ubicado en el Centro de Clima Temperado, Pelotas, Estado de Rio Grande do Sul, Brasil., vino acompañado del Sr. Natalino Shimoyama, Gerente General de la Asociación de Productores de Papa de Brasil, ABBA (financiado por su Asociación), ambos visitantes fueron atendidos por  el Dr. Kalazich, quien les mostró el Programa de Mejoramiento, la investigación que se realiza en él y siembras comerciales del cultivo, finalizando con un taller del rubro. Posteriormente, el Dr. Kalazich viajó a Brasil, donde visitó el Programa de papas en Embrapa Goiania.

Dentro del rubro de frutales el Dr. Jair Nachtigal, investigador, de EMBRAPA, Estación Experimental Pelotas, Rio Grande do Sur, visitó el CRI Quilamapu, donde se realizó un taller sobre mejoramiento genético de manzanos. Luego el Dr. Pablo Grau realizó una visita a las estaciones experimentales de Pelotas, de Vacaria y las estaciones experimentales de Cacador y Vidiera de Santa Catarina

En los tres rubros se fortalecieron las relaciones entre INIA y EMBRAPA y se identificaron las líneas de investigación prioritarias, con una propuesta de una cartera de perfiles de proyectos y proyectos. Otro de los resultados fue la identificación de líneas de capacitación para investigadores y técnicos.

En el futuro se pretende mantener las tres redes en un estrecho contacto para el intercambio científico y tecnológico, y contribuir a formar una masa crítica internacional que permita aprovechar las ventajas de cada grupo de trabajo, integrando en el futuro otras instituciones de investigación para ampliar esta red de colaboración.